Autoridades municipales, encabezadas por el alcalde Dr. Mario Dávila Delgado, conmemoraron el 109 aniversario luctuoso, de Francisco I Madero y Don José María Pino Suárez, en un evento cívico registrado en la plaza del magisterio, a un costado del monumento a Francisco I Madero, donde fue colocada la ofrenda floral.

En este evento, participaron el mayor de infantería Efraín Ronquillo Luna, en representación del coronel de infantería diplomado del estado mayor, Gerardo Reyes Fuentes, comandante del 105 Batallón de Infantería, y Félix Alejandro Rodríguez, subdirector de la oficina de Servicios Educativos, en la Región Centro.

La reseña histórica estuvo a cargo del director del Archivo Municipal, Jesús Arnoldo Bermea Balderas, quien dijo que el asesinato se genera el 22 de febrero de 1913 a espaldas de lo que fue la cárcel de Lecumberri, donde actualmente se encuentra el archivo general de la nación.

Tras el asesinato de Madero y Pino Suarez, Venustiano Carranza, gobernador de Coahuila y Don José María Maytorena, gobernador de Sonora, se lanzaron a la rebelión, en sus respectivas entidades, en contra del usurpador Victoriano Huerta. Finalmente, el 26 de marzo de 1913, un mes después del magnicidio, se proclamó el Plan de Guadalupe en Coahuila, donde se desconocía al general Victoriano Huerta como Presidente de la República y a su gobierno, considerado producto de la traición y la violencia.

Los honores a la bandera estuvieron a cargo de la escolta y banda de guerra del Cobac Carmen Elizondo de Ancira, y el juramento a la bandera estuvo a cargo de la alumna de la Universidad Vizcaya de las Américas, Natalia Montserrat Romero Elizondo.