Los departamentos de Protección Civil y Bomberos, celebraron una misa de acción de gracias, por haber pasado con bien la peor etapa de la pandemia, donde los elementos de ambos departamentos estuvieron en cierto grado, dentro de la primera línea en la atención de los pacientes Covid.

El director, Agustín Ramos Pérez, dijo que se trató de una misa para dar gracias a Dios, porque se logró pasar una etapa de la pandemia, considerada hasta el momento como la más agresiva, sin embargo, dijo que ha dado la recomendación a los elementos para seguir atendiendo todas las medidas preventivas, porque de todos es sabido que el virus se mantiene activo.

Agregó que el agradecimiento a través de la misma oficiada ayer en las instalaciones de la central de Bomberos de esta ciudad, es porque la mayoría de los elementos pudieron cruzar con bien de la peor pandemia que se ha vivido en las últimas décadas, y donde familiares cercanos a los elementos, fallecieron al no poder sobreponerse al ataque del Covid.

El riesgo de los elementos al atender los llamados de la ciudadanía, cuando requerían algún apoyo fue grande, porque muchas ocasiones debían tener contacto prácticamente directo para levantar o trasladar a algún enfermo, que a pesar de la protección estaban en riesgo de infectarse, al encontrarse en cierta medida dentro de la primera línea de atención a pacientes Covid.