Por instrucciones del alcalde Alfredo Paredes López, ayer mismo se colocaron señalamientos en distintos puntos de la presidencia municipal, para que los ciudadanos y trabajadores municipales, mantengan una distancia de 1.5 metros, distancia sugerida por el departamento de Salud, con lo cual se podrá evitar el riesgo de contraerá el coronavirus.

La anterior es una medida de prevención que se ha establecido en todos  los negocios, empresas edificios públicos y gubernamentales, con el único propósito de reducir cualquier riesgo de contagio.

Aunque la medida es buena para contener la difusión del coronavirus, es mucho mejor no salir de casa si no se tiene algún asunto importante que atender, porque es la forma más efectiva de evitar contagios, reiteró que la distancia de 1.5 metros es recomendable para quienes tienen que acudir al banco, a la presidencia municipal o cualquier oficina, pero reiteró que lo mejor es quedarse en casa.

Refrendó que la medida era previsible, ya que el número de contagios podría incrementarse si no se toman las medidas necesarias, “Y en eso estamos trabajando activamente”, dijo el jefe de la comuna, refiriéndose a la serie de medidas que se han aplicado en los últimos días.